January 21, 2022

CDS/Basta de debate. Media hora de ofensas y aguas totalmente separadas

Veinticinco minutos de insultos y nada más. Este miércoles, en CNN Portugal, fue el debate entre los líderes del CDS-PP, Francisco Rodrigues dos Santos, y de Chega, André Ventura, el cara a cara más agresivo de cuantos se han dado.

Los dos llegaron al estudio armados con una amplia gama de ofensas para dispararse el uno al otro. Ventura inventó un nombre para el CDS-PP -“la derecha mariquita”- y lo repitió una y otra vez. Pero lo hizo añadiendo otras expresiones, dirigidas tanto contra el líder centrista como contra su partido: “chico desprevenido”, “fiesta del tiempo”, “la derecha que no importa”.

Francisco Rodrigues dos Santos, en cambio, fue más variado en los epítetos que dirigió al líder de Chega y su partido. Un “rey de la fanfarronería” que está “completamente hundido en casos de corrupción”, “populista crónico”, “racista”, autor de un programa electoral que es “un torrente de galimatías”. Resonó una frase, que el líder del CDS-PP usaría en el debate y luego repetiría a los periodistas afuera: “Un escuadrón de caballería desfilado en la cabeza de André Ventura no tropieza con una sola idea”.

Consciente de que existen riesgos de que el CDS-PP pierda votos frente a Chega, Francisco Rodrigues dos Santos llegó al debate fuertemente comprometido con establecer el máximo contraste entre los dos partidos, que, al fin y al cabo, son hasta ideológicamente vecinos.

Situó a su partido como el representante legítimo de los católicos portugueses, lo afirmó con firmeza dentro de la democracia, aseguró que no tenía nada en contra de que vinieran refugiados a Portugal (al contrario, llegó a decir que eran necesarios, disponibilidad a la que Ventura respondería con un ” recíbelos en tu casa”).

Y tal como afirmaba la posición del CDS-PP, también trató de caracterizar a Chega como una “estafa”, denigraba la dirección de Ventura (“los diputados regionales azorianos de Chega lo tratan como una persona incomputable”), se reía de su tan proclamado catolicismo (” escribió que es el cuarto pastorcito de Fátima, es ridículo”).

Ventura también buscó denigrar personalmente a Francisco Rodrigues dos Santos, recordando que el líder del CDS-PP no aceptó someter a votación a su dirección contra Nuno Melo y erradicó por completo el grupo parlamentario del partido. “El CDS de Paulo Portas se avergonzaría de este CDS de Francisco Rodrigues dos Santos”, todavía acusaría.

Su empeño por robarle votos al CDS-PP también pasó por recordar que un día el partido gobernó en alianza con el PS -algo que sucedió en 1978- y que, en esta legislatura, según su conteo, votó con el PS casi 1800 veces. en el Parlamento (A este argumento, Francisco Rodrigues dos Santos respondería que Chega dejó pasar dos tercios de las propuestas de la extrema izquierda, y, en el poder local, los alcaldes del partido de Ventura ya hicieron posible la gobernabilidad del PCP, según acusó).

Ventura, al ser preguntado, también aclararía que solo hará un acuerdo con el PSD si este incluye suficientes militantes en el Gobierno -si eso no sucede, las propuestas socialdemócratas se verán “caso por caso”. Francisco Rodrigues dos Santos, por su parte, garantizaría que el CDS-PP sólo tendrá un acuerdo con el PSD “si la eutanasia [de que Rio é a favor] no avance”.

[email protected]

.