January 17, 2022

una nueva procesión de migrantes se instala en México

Par Marcelo Gaddi

Publicado hoy a las 4:00 p.m., actualizado a las 4:20 p.m.

Lleva su cuaderno escolar a todas partes del campo de refugiados, zigzagueando entre los colchones de espuma. Con su pluma, Israel Lazo, de 31 años, relata su viaje, que lo llevó desde Honduras, su país natal, hasta la Ciudad de México. Cuenta la espera, el hambre, las noches frías en las montañas de México; el miedo de toparse con un grupo delictivo también.

“La caravana te permite protegerte. Sin él, no se avanza y, como grupo, somos menos vulnerables. Sobre todo, la policía no tiene derecho a detenernos ”, el explica. Transcribe la violencia policial, reflexiona sobre las inconsistencias en la política migratoria del gobierno y la dificultad para obtener documentos. A veces, simplemente anota las ideas que le vienen a la mente.

Israel Lazo, hondureño, se encuentra en un campamento de migrantes en la Ciudad de México el 18 de diciembre de 2021. Está escribiendo un libro sobre su experiencia.

Gorra americana violeta apuntada al cráneo, delgada como una avispa bajo su camisa de cuadros, Israel forma parte de esta nueva caravana de 340 personas que arribó a la capital mexicana el pasado 12 de diciembre. Hondureños, guatemaltecos, salvadoreños… También están los haitianos, los que huyeron de su isla hace mucho tiempo y que vivieron en Brasil o Chile hace unos meses.

A dos calles de la Basílica de Notre-Dame-de-Guadalupe, donde rezaron a la Virgen para que acudiera en su auxilio, pudieron establecerse en las instalaciones municipales: un campo polideportivo de asfalto, cubierto con una marquesina blanca bajo la cual un centenar de colchones y las carpas descansan. No muy lejos, un hilo de agua jabonosa atraviesa el alquitrán para terminar su curso en una cuneta; en la fuente, tres cisternas para lavar el cuerpo y la ropa.

Una ola migratoria sin precedentes

México está viviendo un año crucial: por primera vez, el país procesará más solicitudes de asilo que Estados Unidos. En 2021, 123.187 personas postularon frente a 70.341 en 2019, según la Comisión Nacional de Asistencia a Refugiados (Comar). Las autoridades han arrestado a 230.000 personas indocumentadas este año. “México está bajo presión en sus dos fronteras, sur y norte: por un lado, los migrantes que pasan por Centroamérica, por el otro los que son expulsados ​​de Estados Unidos y enviados de regreso aquí”., señala Sibylla Brodzinsky, portavoz de la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en México.

Leer también Artículo reservado para nuestros suscriptores En el sur de México, Tapachula, una “ciudad prisión” para migrantes

“No sabemos cuando nos vamos a ir”, suspira Jimy Castin, un haitiano de 31 años. Con su esposa, Fara, y su hija, Esther, partieron del sur de Brasil, donde habían vivido durante siete años y donde nació la pequeña hace unos meses. “En Tapachula, ciudad fronteriza con Guatemala, la espera para ser regularizada ha sido larga. Solo me dieron una tarjeta de “visitante” que me permite estar aquí legalmente, pero no para trabajar ni para inscribir a nuestra hija en la escuela. “ Los haitianos son la segunda comunidad dentro de la caravana, detrás de los hondureños.

Tienes el 53,74% de este artículo para leer. El resto es solo para suscriptores.