September 24, 2021

La reinvención de Lily Collins tras firmar la paz con su padre y superar sus trastornos psicológicos



Lo suyo más que un camino de rosas, ha sido una carrera de fondo en la que ha tenido que superar varios obstáculos, algunos puestos por ella misma y otros totalmente ajenos. Nominada a un Globo de Oro por su papel en la serie Emily en París, Lily Collins, hija del cantante Phil Collins saborea ahora las mieles del éxito, como nunca antes había sabido disfrutarlas. Procedente de una familia más que acomodada, la relación de Lily con su padre no fue nada buena hasta hace unos años, cuando padre e hija decidieron enterrar el hacha de guerra y darse una nueva oportunidad. La actriz reprochaba al cantante su ausencia durante su infancia, así como el cariño propio que un padre profesa a una hija. “Te perdono por no estar allí cuando te necesitaba y por no ser el padre que esperaba. Perdono los errores que cometiste y aunque pudiera parecer demasiado tarde, no lo es. Hay todavía mucho tiempo por delante” decía la actriz al cantante en su libro autobiográfico Sin filtrar: Sin vergüenza, sin remordimientos, solo yo (Sin filtro: Sin culpa, sin arrepentimientos, simplemente yo”).





Lily Collins, una estrella por derecho propio tras un 2020 de éxito

– La razón por la que Lily Collins es el icono de moda de 2020

“Estoy aprendiendo cómo aceptar tus acciones y cómo me hicieron sentir. Acepto la tristeza e ira que me hacía sentir las cosas que hacías o no hacías, o aquello que no me diste”, continúa diciendo Lily, quien ha admitido que buena parte de sus inseguridades más profundas y sus problemas personales son consecuencia de esos problemas familiares con su padre.

Y es que además de tener que lidiar con numerosos problemas alimenticios, ya superados gracias a la ayuda de su prometido, Charlie McDowell, que como ella misma ha declarado ha logrado sacar la mejor versión de sí misma, la actriz declaraba hace tan solo unos días que también ha sido víctima del “síndrome del impostor”,  un trastorno psicológico en el cual las personas exitosas son incapaces de asimilar sus logros.

VER GALERÍA

La protagonista de Emily en París ha concedido una entrevista en el podcast Hacer lo correcto de Josh Smith donde ha declarado que sus problemas le han llevado a tener que recibir terapia durante varios años. “Solía tener muchas voces en mi cabeza y la terapia me ayudó a encontrar el motivo de por qué permitía que esos pensamientos oscuros dominaran mi vida”, ha relatado la actriz. “Entendiendo y aceptando eso, me he dado cuenta de que aquellas razones que utilizaba de joven para fomentar mi trastorno alimenticio, ya no están. Ahora me centro en cosas que antes me perdía, como pasar tiempo con los que quiero o cultivar mis relaciones personales… ahora eso es mi prioridad” añade.

VER GALERÍA

Lily, quien debutó en el cine al lado de Sandra Bullock en la película Un sueño imposible y después ha participado en cintas como Blancanieves (Espejo, Espejo) O La excepción a la regla, también quiso hablar del trastorno que le impide disfrutar de sus logros, y que como hemos señalado anteriormente, se denomina “síndrome del impostor”.“Ha habido momentos de éxito personal en los pensaba que no me merecía mi corona. Aún tengo este síndrome del impostor que me hace dudar” ha señalado la actriz.

Lily Collins anunciaba el pasado mes de septiembre su compromiso con el cineasta Charlie McDowell tras un año de relación. “He esperado por ti toda la vida y no puedo esperar a pasar el resto de mi vida contigo”, escribía la actriz en las redes sociales junto a una serie de fotografías de la romántica pedida de mano. De momento, la pareja no ha dado a conocer la fecha de su enlace.



Para conocer lo más relevante de hola.com y no perderte artículos como este, suscríbete a nuestra newsletter aquí.

.